domingo, 4 de abril de 2021

Aburrimiento

 


Imagen de Internet

El hombre está regando y ni siquiera sospecha que está siendo observado a través de una ventana por una de sus vecinas. 
La mujer no le quita la vista de encima y piensa que si pudiese le cortaría el suministro de agua y visiona como la manguera lo más que hace es gotear... 

Un pensamiento blasfemo? No, solo un pensamiento inocente y sin maldad, je,je. 

Lo que hace el aburrimiento... 
Verónica O.M. 

15 comentarios:

  1. Hola Vero.La cantidad de cosas que se pueden ver en una misma imagen,interpretada por diferentes personas,sin maldad y sin pensar mal,jaja.
    Lo que hace el aburrimiento...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, multitud de cosas y el hombre sin enterarse, je,je.
      El aburrimiento tiene la culpa.
      Saludos! 😄

      Eliminar
  2. Como dicen en mi pueblo piensa mal y acertaras, pero en esta ocasión no tengamos dobles lecturas.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  3. Hay que distraerse si llega el aburrimiento.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, tienes razón.
      Cualquier cosa es válida siempre y cuando no se haga mal a nadie.
      Besos, qué tengas un buen día 🌸

      Eliminar
  4. Dile al hombre que huya... jajajaaa

    Besos.

    ResponderEliminar
  5. No pensemos mal... jajaja.
    Y el pobre no sabe que lo están observando.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No, no penséis...
      Y el hombre es un bendito, je,je.
      Besos, buen día 🌺

      Eliminar
  6. Y es un tiempo, ya va siendo el segundo año de pandemia, propicio para el aburrimiento.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, ahí estamos todos.
      Y el aburrimiento en un mal menor ante todo esto...
      Un abrazo, buen día 😄

      Eliminar
  7. Jajaja a estas alturas de la cuarentena...todos nos volveremos locos

    ResponderEliminar
  8. Ociosidad y falta d ocuparse en algo útil. Saludos. CARLOS

    ResponderEliminar

La letras tienen el poder de llevarte a ese mundo dónde todo es posible, deseo te gusten las mias...